jueves, 5 de septiembre de 2013

El Campeón Olímpico Marcelino Bolívar

José Marcelino Bolívar, niño, ya hoy hombre con pasta y preseas de campeón, le ocurrió lo que al dirigente político nacional, Pompeyo Márquez, que durante mucho tiempo vivió la duda del lugar de su nacimiento.  El hoy nonagenario político no sabía a ciencia cierta si había nacido en Ciudad Bolívar o en Soledad. Al fin apareció el acta de nacimiento fechada en Soledad, pero en toda su documentación personal aparece como nacido en Ciudad Bolívar, eso me lo contó personalmente.
Durante años, cuando la vecina Soledad del sur de Anzoátegui, carecía de centros públicos de medicina y obstetricia, las parturientas acudían al Hospital Ruiz y Páez de Ciudad Bolívar donde daban a luz y sus hijos quedaban registrados como nacidos en la capital del Orinoco. Lo igual sucedió a la madre de José Marcelino Bolívar, que siendo de Soledad, fue de emergencia a parar en el Ruiz y Páez de Ciudad Bolívar y así, Marcelino, que siempre dice ser de Soledad, aparece en los registros de natalidad como originario de Ciudad Bolívar.  Y, por supuesto, como el muchacho es mundialmente reconocido como boxeador en su categoría, Soledad no quieren ni él tampoco, que le birlen por esa eventualidad, la gloria de ser su cuna,
José Marcelino Bolívar, ahora ostentando el título de “Pequeño gigantes de Soledad” fue recientemente reconocido por la Asociación Mundial de Boxeo (AMB) como Campeón Mundial mini-mosca, pero ad-honoren.
El presidente de la AMB en Los Ángeles, Gilberto Mendoza, dijo que más que un reconocimiento es una deuda histórica que tenía la AMB con el púgil venezolano, quien no obstante estar clasificado para optar al campeonato mundial, jamás se le dio la oportunidad.
Para la década de los 80,, Bolívar  había quedado clasificado por las cinco organizaciones de boxeo internacionales para optar al Título Mundial de Boxeo en su categoría de Minimosca (48 kilos); sin embargo, nunca le dieron la oportunidad hasta que cansado de esperar, Marcelino se retiró del boxeo profesional tal como lo hizo del amateur donde alcanzó una presea olímpica. 
"Con la entrega de esta faja o cinturón completo mi ciclo del boxeo amateur y profesional.  Agradezco a Dios su generosidad por una carrera llena de esfuerzos, desafíos y perseverancia que han dado sus frutos", expresó el atleta al recibir la placa de reconocimiento.
José Marcelino Bolívar, quien impulsa el deporte como entrenador en el Gimnasio Público de Boxeo en Soledad,  nació el  14 de julio de 1964 y 25 años después (julio de 1989, decidió por necesidad abandonar los estudios para probar suerte en el boxeo dada sus condiciones probadas en los juveniles conflictos callejeros.  
Su carrera iba viento en popa visto lo cual fue seleccionado para representar a Venezuela en los Juegos Olímpicos de Los Ángeles 1984.  Junto con Omar Catalí y Rafael Vidal, formó parte de la gesta de las Olimpiadas  cuando Venezuela regresó con tres medallas de bronce. Bolívar aseguró la medalla de bronce al derrotar al guatemalteco Carlos Motta, luego de caer ante el estadounidense Paul Garza en la semifinal.
         Cuatro años después (1988)  representó a Venezuela en los Juegos Olímpicos de Seúl, pero no fue posible otra medalla.  Es entonces cuando  decide saltar al profesional donde aparecía invencible. Pero, bueno, siempre hay una primera vez. Encontró su primera caída luego de obtener diez victorias de manera consecutiva ante el también Venezolano Juan Antonio Torres en la pelea por el título AMB  (Fedelatin minimosca).

En el 1994 decidió dar por terminada su carrera como boxeador profesional con récords de 21 peleas (17 triunfos y 4 derrotas).  Ahora es instructor en el Gimnasio que lleva su nombre.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada