martes, 27 de enero de 2015

Privatización y fusión del Banco Guayana

El 22 de marzo de 1996 quedó definitivamente privatizado el Banco Guayana al tomar posesión la nueva Junta Directiva presidida por el ingeniero Óscar Eusebio Jiménez Ayesa.
El 80 por ciento de las acciones quedó en manos de un grupo guayanés. El presidente saliente, doctor Ricardo D’Marco, hizo el traspaso legal al grupo de inversionistas Investock.
Este Banco que inicialmente (14 de noviembre de 1955) se inauguró con el nombre de Banco de Fomento Regional de Guayana, C.A. celebró recientemente medio siglo de existencia. Su presidente fundador fue don Natalio Valery Agostini, por varios períodos presidente de la Cámara de Comercio y excelente batallador por el desarrollo industrial de Guayana.
Se inició con un capital de 5.000.000 de bolívares repartidos en acciones de 100 bolívares cada una. El 52 por ciento aportado por la Corporación Venezolana de Fomento y el resto por la inversión privada.
En 1994 fue adquirido por el Banco Industrial de Venezuela que aumentó su capital a 40.000.000 de bolívares y sustituyó su nombre original por el vigente de Banco Guayana.
En diciembre de 1995, el Banco Industrial lo sacó a licitación y concedió la buena pro a un grupo privado que en 1998 incorporó como socio al Banco Caroní.
El Banco Caroní, se había convertido desde el 25 de junio de 1997 en Banco Universal, denominación que le facilitó ampliar su oferta de servicios financieros. Para la fecha, los accionistas de la institución decidieron invertir capital en el Banco Guayana que en paralelo trabajaba por el fortalecimiento del Sur Oriente del país, convirtiéndose así en propietario de la mitad de su capital accionario.
Durante los años 1998 y 1999, el Banco Caroní, C.A. Banco Universal incorporó a su Red de Oficinas veinticuatro nuevas agencias lo cual le garantizó mayor presencia en los estados Zulia, Nueva Esparta, Táchira, Anzoátegui, Miranda, Lara y Carabobo, entre otros. En el 2000 su estabilidad, fortaleza y solvencia lo consideran sus dueños como un hecho comprobado en el nuevo milenio y como parte del compromiso por atender las principales necesidades de sus clientes, en virtud de ello suscribe un convenio con la Tarjeta de Débito Maestro y se inauguran nueve agencias.
En el 2002, al cumplir sus primeros 20 años de exitosa trayectoria, el banco celebra no sólo el haber contribuido al progreso de la Región de Guayana y el Oriente venezolano, sino también el logro de posicionarse como una de las instituciones financieras regionales con mayor presencia nacional, razones que motivaron a la organización a continuar su ascenso en la Red de Agencias y a realizar una nueva adecuación de su sistema tecnológico, favoreciendo una vez más la operatividad de sus procesos, tanto internos, como externos.
Con el esfuerzo sostenido de todo el equipo de trabajo, la institución bancaria ha ido extendiendo su red de agencias y consolidando su presencia nacional hasta alcanzar en 2011, 124 oficinas en todo el país y ofrecer a sus clientes productos y servicios adaptados a sus necesidades financieras.
En 2012 Banco Caroní, C.A. Banco Universal da un paso más en su crecimiento y se fusiona con Banco Guayana, C.A. Con esta fusión, Banco Caroní, C.A. Banco Universal pasa a ocupar un lugar preponderante dentro del sistema financiero nacional, convirtiéndose en líder de las regiones Sur y Oriente del país; con una amplia y cómoda red de agencias de más de 150 oficinas a nivel nacional.
Afirman sus accionistas que el Banco Caroní fusionado con el Banco Guayana, retribuye de esta manera la confianza que toda su numerosa clientela regional y nacional ha depositado en la institución a lo largo de 30 años.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada