domingo, 19 de agosto de 2012

Concejo Municipal de facto


 
B1Topicos
El 29 de enero de 1958, el teniente coronel Carlos Soto Tamayo, comandante de la Guarnición del estado Bolívar, disolvió el Concejo Municipal del Distrito Heres del régimen anterior y nombró uno provisional o de transición que fue ratificado por Horacio Cabrera Sifontes al siguiente día de la toma de posesión de la Gobernación del Estado Bolívar.

Este Concejo Municipal de transición de la Dictadura a la Democracia estaba integrado por Arnaldo Piñango, Pedro Vicente Guevara, José Totesaud, Luis Granatti y doctor J. M. Gómez Rengel, conocido popularmente como el “Pope Gómez”. Dos días después los prenombrados munícipes eligieron al doctor Gómez Rengel en calidad de Presidente (en la foto); Pedro Vicente Guevara y José Totesaud, vicepresidentes y secretario, Lorenzo Vargas Mendoza, quien era entonces secretario General de la Asociación Venezolana de Periodistas y accionista del diario El Bolivarense.

El Dr. J. M. Gómez Rengel era también el presidente de Unión Republicana Democrática en el estado Bolívar. Tenía el bufete en su propia casa de familia de la calle Igualdad y al lado la oficina la sede seccional de la URD a la que estaba integrado además el doctor Domingo Álvarez Rodríguez y Arístides Castro. Álvarez Rodríguez era además miembro de la Junta Patriótica Regional junto con el doctor Pedro Battistini Castro en representación de AD.

Gómez Rengel, excelente profesional del Derecho, había sido en tiempo de López Contreras y Medina Angarita, administrador de la aduana de Pampatar, senador por Bolívar y presidente de la Asamblea Legislativa. En sus tiempos de estudiante del Colegio Federal de Guayana, fundó la Revista Oriflama junto con Ricardo Archila, F. Reyes Baena, Héctor Guillermo Villalobos y la que fue después su esposa, Clementina Bello, entre otros estudiantes de la generación del veintiocho.

Unas de sus obras en el escaso tiempo que estuvo de Presidente en el Concejo Municipal, fue la atención a los reclamos de los barrios, creación del Premio Municipal de Periodismo que después de su muerte fue designado con su nombre y creación de la urbanización Isaías Medina Angarita, homenaje a un Presidente realmente demócrata, no obstante venir de la Escuela Gomecista, pero que fue derrocado por el mismo sector miliar autor del derrocamiento de Rómulo Gallegos.

Gómez Rengel fue ratificado como máxima autoridad de Unión Republicana Democrática (URD) en el estado Bolívar tan pronto el maestro Jóvito Villalba regresó a Venezuela luego de cinco años en el exilio. El maestro tras el golpe cívico militar del 23 de enero fue recibido calurosamente por partidarios y amigos y sus primeras palabras dirigidas a concienciar a la nación en aras de la unidad, única forma de ser fuertes ante los regímenes dictatoriales.

El movimiento cívico militar del 23 de enero de 1958 que dio al traste con la dictadura de Marcos Pérez Jiménez permitió la libertad de los centenares presos políticos que llenaban las cárceles del país y miembros de la represiva Seguridad Nacional fueron linchados unos y encarcelados otros. Los jefes de la Seccional de la SN en Ciudad Bolívar, Luis Eduardo Gómez (Gomecito), Juan de la Cruz Canache y Mano de Goma, debieron refugiarse en el Cuartel Tomás de Heres.

El doctor Arapé Garmendia, quien había sido designado de manera provisional secretario general de la Gobernación, se vio impelido a renunciar después de una manifestación en su contra, capitaneada por Saúl Bernal.

El Concejo Municipal de transición presidido por el doctor J.M. Gómez Rengel duró hasta enero de 1960 cuanto bajo la presidencia de Luis Felipe Pérez Flores se instaló un nuevo Concejo electo por el pueblo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario