miércoles, 12 de marzo de 2014

Memorias de mi Padre

WTopicos2Un nuevo libro del médico Gerardo Godoy ha llegado a mis manos a través de su hija Irma Eugenia. Se trata de una narración basada en los papeles dejado por su padre Virgilio Godoy Gutiérrez sobre la lucha en Nicaragua entre 1893 y 1980 y en la cual él tomó parte al igual que toda la estirpe de los Godoy.
Ahora que está jubilado después de una larga carrera como docente de la Escuela de Medicina de la Universidad de Oriente, aprovecha su tiempo para ya alejado de la investigación científica, dar a conocer su pensamiento político que nunca fue otro que el mismo que profesaron su padre y su abuelo desde los tiempos del primer Zelaya montado en el poder y que pretendió convertirse en dictador y autoritario manchando una gestión administrativa hasta cierto punto loable.
La lucha armada se justifica cuando el país está militarmente ocupado con la complicidad interna por una potencia extranjera o simplemente regido por gobiernos que desconocen los derechos de la minoría y utilizan el poder logrado democráticamente para secuestrar las instituciones e imponer sus pretensiones con el ventajismo y los recursos que da el poder.
Tal es el caso de Nicaragua, donde se centra el libro, o de los mismos países de Centroamérica, pues casi todos han padecido el mismo mal del cual a través del tiempo y de las luchas cívicas y armadas se han venido deslastrando.
La narración del médico Gerardo Godoy comprende casi nueve décadas de lucha del pueblo nicaragüense a favor de la unidad centroamericana y en contra de la injerencia extranjera, del continuismo autoritario y de los gobiernos represivos.
Comienza con José Santos Zelaya, gobernante progresista y liberal, que empañó su gestión con afanes continuistas y contra quien participó levantado en armas el general Paulino Godoy, abuelo de quien escribe este libro de 300 páginas editado en los talleres gráficos de UCB de El Salvador. Podríamos decir que El Salvador es como la segunda patria de Gerardo en donde vivió y se graduó de médico tras la represión y persecución en la Nicaragua de Rubén Darío y Augusto César Sandino.
El virtual derrocamiento de José Santos Zelaya dio lugar a la intervención de los marines norteamericanos y sucesivas injerencias de EE UU en la política de Nicaragua, conducta que logró extenderse hasta que las guerrillas sandinistas hicieron posible en 1979 el cese de la ocupación militar. Guerrillas sandinistas en las que jugó actividad importante Gerardo, hijo del autor de este libro del que es prologuista Víctor M. Valle, quien fue secretario general del Movimiento Revolucionario Nacionalista de El Salvador, por lo menos hasta que desapareció para ser absorbido en parte por el Frente Farabundo Martí de Liberación Nacional.
Unos de los propósitos de este nuevo libro del doctor Gerardo Godoy, quien tuvo mucho que ver junto con su amigo Víctor Valle en tratar de lograr tanto para El Salvador como para Nicaragua, una herramienta política capaz de introducir el socialismo en democracia y libertad, consiste en dar a conocer acciones armadas casi románticas como la expedición de México a Potosí, que nos recuerda por haberlo leído, la expedición del Falke venezolano capitaneado por Román Delgado Chalbaud contra el dictador Juan Vicente Gómez. Para dar a conocer también las proezas nacionalistas de hombres como Parajón, Raudales e incluso del joven poeta Rigoberto López Pérez (vengador de la muerte de Sandino), pero fundamentalmente el liderazgo militar e ideario patriota de Augusto César Sandino, así como su asesinato consumado alevosamente por el entonces jefe de la Guardia Nacional y fundador de la dinastía de los Somoz

No hay comentarios:

Publicar un comentario