martes, 7 de julio de 2015

Venezolanos en el techo del planeta


El 7 de mayo de 2001 la prensa internacional dio a conocer que seis montañistas venezolanos integrantes del Proyecto Cumbre sobrepasaron los siete mil metros de altura en las heladas laderas del Monte Everest, la montaña más alta del mundo.
El equipo conformado por los escaladores Martín Echeverría, Marco Cayuso, Marcus Tobías, Carlos Caldera, Carlos Castillo y José Antonio Delgado, llegó al collado norte de la montaña y pasaron la noche a unos 7.065 metros sobre el nivel del mar en unas condiciones totalmente adversas a unos 25º bajo cero.
Este grupo de venezolanos aspira alcanzar la meta de llegar al “techo del planeta”, como es llamada la cumbre del Everest, que está a 8.848 metros de altitud.
El 22 de mayo, desde este punto pudieron cristalizar sus sueños. Del grupo sólo dos llegaron a la cima del Chomolungma, nombre tibetano del Everest: Marcus Tobías y José Antonio Delgado, quienes izaron el tricolor nacional a las 10:30, fecha aniversario de la fundación de Ciudad Bolívar. Otros dos miembros del equipo, Carlos Castillo, abandonó por problema técnico con un grampón de las botas y Carlos Caldera abandonó por problemas con los anteojos que originó una hemorragia reticular a escasos 250 metros de la cumbre faltándole tan sólo 180 metros. De igual manera Marco Cayuso los acompañó hasta los 8.500 metros, retornando al campamento base donde se encontraba Martín Echeverría.
El avance fue lento y, sobre las 9 a.m. el equipo completo había superado el segundo escalón, Marcus Tobías marchaba adelante con Carlos Castillo y Pasang Sherpa, Carlos Calderas iba un poco más atrás con José Antonio Delgado y Tundú Sherpa. Las ráfagas de viento no cesaron en toda la mañana, sin embargo no parecían de mucha intensidad, de acuerdo a la apreciación de Martín Echevarría y Marco Cayuso, quienes desde el Campamento Base Avanzado observaban con binoculares el lomo de la montaña por donde ascendían los compañeros.
Carlos Castillo superó el tercer escalón (8.700 m.s.n.m.) pero decidió volver cuando le restaban unos 180 metros para alcanzar la pirámide final de la montaña, al parecer por problemas con su equipo (botas) y el sentido de responsabilidad que ha caracterizado a los integrantes de Proyecto Cumbre, quienes conocen sus capacidades y límites físicos y deciden no arriesgarse personalmente más de lo debido para no poner en peligro al resto de la expedición. Carlos Calderas no alcanzó esta altura y también decidió volver junto con Tundú Sherpa, al parecer también por problemas con su equipo (lentes) y sentir que no debía exponerse a mayor altura. Ambos escaladores llegaron la tarde del 23 de mayo al campo 1 (7.450 m.s.n.m), mientras que Tobías y Delgado pasaron la noche en el tercer campo de altura (8,300 m.s.n.m) con ayuda de oxígeno e iniciarán el retorno hacia el Campo Base Avanzado la mañana del 24 de mayo.
Los primeros en alcanzar el techo del mundo y volvieron para contarlo fueron (29 de mayo de 1953) los escaladores Tenzing Norgay y Edmund Hillary, de 39 y 34 años respectivamente. Ellos lograban subir a la cima del mundo, el monte Everest de 8,848 metros. Habían pasado 31 años desde el primer intento en 1922.
Tenzing Norgay era un nepalí con amplia experiencia en el Everest, que hacía de guía para la expedición liderada por un coronel británico, John Hunt. Una expedición con un total de 400 personas, con 20 guías y 363 porteadores. Edmund Hillary era un neozelandés, amante del alpinismo, que fue invitado por el mismo coronel a sumarse a su aventura.

No hay comentarios:

Publicar un comentario